domingo, 28 de octubre de 2007

Proteccionismo Absurdo

Imponer un arancel a productos que podríamos importar de afuera en teoría beneficia a la industria nacional que fabrica ese mismo producto; es cierto. Pero que tal si la industria nacional que fabrica ese producto es muy ineficiente o porque le da la gana, dado su ventaja artificial, nos pone el precio que quiere. A la final ¿ quien resulta perjudicado? Pues el consumidor.

Ahora tendrá que pagar más por un producto de calidad inferior o a un precio mayor al que podría encontrar en un mercado libre de aranceles. El perjuicio es a miles de consumidores por proteger a centenas o decenas de productores. Luego se quejan de la desigualdad, pero que mejor que propiciarla de esta manera: dándole un mercado cautivo a uno o varios empresarios.

Como liberal apoyo el libre mercado con arancel 0. No se debería dar protección artificial a la industria nacional sino el beneficio debería estar del lado del consumidor; quienes somos la gran mayoría. La medida tomada por Correa continua en la misma línea de sus predecesores no es nada novedoso, favorecer a unos pocos pero perjudicando al resto, ya se lo ha hecho.

No a la "Sustitución" de Importaciones

Al importar mas productos del exterior significa que las industrias nacionales están siendo afectadas y por ende aumenta el desempleo. Hay dos aclaraciones a esta verdad, uno para contrarrestar esto la industria nacional, ya sin la protección artificial del Estado, tiene que ofrecer un mejor producto a un menor precio; pues solo así será la primera opción de compra para los ecuatorianos. La única manera de hacerlo es siendo más competitivos y eficientes. O la segunda se dedican a producir algo en lo que si puedan competir.

Claro que hay perdedores específicamente los trabajadores y empresarios ligados a industrias que eventualmente no puedan competir con los productos extranjeros, pero en este caso si hay ganadores los consumidores que conseguirán el producto a un mejor precio por lo cual tendrán mas dinero en su bolsillo para destinarlo a consumir otros bienes o servicios. No existe el aumento del desempleo sino el desplazamiento de esos fondos a otras actividades que se verán beneficiadas.

Un ejemplo donde un servicio nacional no puede competir con uno extranjero; si antes iba a un locutorio telefónico de Andinatel para llamar a diario una hora a USA gastando USD 0,20 el minuto y ahora gracias al Internet y a Skype lo hago a USD 0,02/min; osea 10 veces menos. Significa que puedo destinar esa diferencia para comprar libros o inscribirme en algún curso de mi interés; el dueño del locutorio vera mermados sus ingresos pero hay que tomar en cuenta el beneficio a las librerías y a los centros de estudio.

Pero volviendo a lo absurdo; no es que fabricamos celulares en Chone o Ibarra; no es que porque suban los licores importados vamos a sustituir el whisky escoses con Zhumir Coco en las reuniones sociales. Correa no esta defendiendo ninguna industria nacional sino su voraz apetito por ingresos fiscales con el único fin de cumplir sus delirios populistas; el fin es los votos en las próximas elecciones y su nivel de popularidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails

Buscador Libertario